Un informe policial ha confirmado el gran número de personas que aún se encuentran desaparecidas tras aventurarse a entrar a comprar o simplemente a mirar en el IKEA en lo que va de año.

Según detalla el informe, el 100% de los desaparecidos son hombres. Uno de nuestros reporteros ha podido entrevistarse con Agustín Perdido, una de las últimas personas que han sido encontradas, que nos ha dejado las siguientes declaraciones:



“Estuve 3 semanas perdido dentro del IKEA, por suerte encontré una comuna de desaparecidos que se habían hecho fuertes en la sección de muebles de cocina”.

“Dormíamos en camas continentales de la marca KONGSFJORD y comíamos de un contenedor que encontramos donde depositaban las sobras del restaurante”.

“Uno de los desaparecidos era electricista e incluso consiguió instalar una antena parabólica con la que hemos podido seguir de cerca los partidos de Liga y Champions”.

“Sinceramente en mi caso personal estaba mejor allí perdido que en mi propia casa, ojalá nunca me hubieran encontrado”, ha sentenciado Agustín a nuestro reportero.