Un estudio realizado por estudiantes de la Universidad de Huelva ha desvelado que comer gambas y jamón ayuda a hacer mejor la digestión.

Uno de nuestros reporteros ha podido entrevistarse con Angustias Singambas, rectora de la Universidad de Huelva, que nos ha dejado las siguientes declaraciones:



“Llevo toda la vida comiendo gambas blancas de Huelva y jamón ibérico de bellota y jamás he tenido que tomarme una sola pastilla de Almax después de comer”.

“Así que un buen día se lo comenté a los alumnos de mi universidad que todos los viernes por la tarde los veía con ganas de vomitar a eso de las 18.00 de la tarde”.

“Desde que se lo comenté no he vuelto a ver vomitar a ninguno, todos hacen una digestión super buena”, ha declarado la rectora a nuestro reportero mientras pelaba dos gambas con una sola mano.